PARECE MENTIRA… ¿O NO?

0
442

En efecto, parece mentira que las derechas recalcitrantes y enemigas como es sabido de la humanidad nieguen también el progreso en el terreno ecológico. Parece mentira que una chiquilla llevada de su sola convicción y con sus propios medios, la gran GRETA, nos haya ilustrado cruzando el océano en catamarán solo en 21 días. Se ve que esta criatura, como antes tantos otros adolescentes, nos ha sido enviada para que al fin comprendamos que basta ya de saquear a la naturaleza de modo capaz de acabar con ella.

Que esto, lejos de ser una mera profecía, tiene su fundamento en la realidad científica, solo lo niegan quienes se enfrentan a la realidad a partir de sus intereses egoístas, como de perversos individualistas que son y, por eso, no tienen en cuenta la relación con las futuras generaciones. ¡Cómo habríamos progresado de permanecer en las cavernas como meros recolectores en vez de comportarnos como explotadores de la pachamama!

Sin duda que la recalcitrante postura de quienes se niegan a comportarse del modo que las autoridades imponen, una vez convencidas de lo afirmado por los organismos internacionales constituidos por sabios, los coloca en su verdadero lugar, en el reino animal al que pertenecen. Porque, vamos a ver ¿quién y cuándo ha visto a un oso por ejemplo cruzar el atlántico en un buque contaminante?, ¿acaso alguien puede decir sin mentira que haya visto a nuestro primo-hermano el orangután montar una fábrica de bananas, artificiales para mayor inri, a fin de alimentar caprichosamente a su prole? Todos, todos los hermanos animales sin excepción, se comportan cuidadosamente al tratar a la naturaleza que de no ser por los humanos esquilmadores no estaría en peligro. Menos mal que contamos con paternales poderes que nos dominan y van al fin a meternos en cintura, y a ponernos en el camino del progreso por el que han andado, por ejemplo, los simios grandes y chicos.

Es así como se acredita la superioridad de los demás animales como verdaderos hijos de la pachamama, mientras que los animales de la especie humana…

Pero, callemos, que ahora recuerdo unas palabras de mi maestro de Derecho Político I en mi Facultad Complutense. Son éstas: “…el hombre, segregado del universo por la decisión cristiana…”; o sea, que los humanos se distinguen de todo lo demás creado por la Redención de Jesucristo, o sea, que los humanos somos parte de una obra creadora y no tenemos por madre a la pachamama … Acabáramos. Y a mí que me parece que el recordado profesor Conde tenía razón…

4 de diciembre de 2019

José Mª De la Cuesta Rute